Traductor

English French German Spain Italian Dutch Russian Portuguese Japanese Korean Arabic Chinese Simplified

viernes, 31 de octubre de 2014

Antethic - Origin (2014)



1. Time Forward (7:14)
2. Cheliuskin (7:08)
3. Old Maui Girls (7:08)
4. This Game Has No Name (6:12)
5. Morning Glory (3:31)
6. White Whale (10:21)

http://antethic.bandcamp.com/

Bueno, como siempre, debo comenzar pidiendo disculpas por las demoras entre cada entrada. Lo cierto es que vengo algo falto de palabras y de tiempo, pero ustedes saben bien que no me olvido de que los deseos de nueva música están y trato de que cada entrada les dé algo con que entretenerse.
En ésta línea, vengo pensado que hace tiempo que no traigo algo instrumental de buena calidad y que sea mayormente desconocido para la mayoría, incluso quizás para aquellos que están en el palo.
Cumpliendo con estos lineamientos, llegue a dar con Antethic, una banda rusa, oriunda de la ciudad de San Petersburgo, formada en el año 2012, y de género Post-Rock que me llamo la atención por encima de otras por salirse un poco de las recetas y traer a la mesa algo con una fuerte dosis Experimental y elementos de Space-Rock.
El sonido de los éste cuarteto es bastante minimalista, apostando a atmosferas principalmente oscuras y melancólicas más propias de una banda Doom que una banda de Post-Rock, muy apoyados en ésta cuestión en el uso de sintetizadores. En este sentido, podría ser comparada con God Is An Astronaut, sleepmakeswaves, Mogwai o The Samuel Jackson Five (muy recomendada!) o algunas otras que nombraré más adelante.
Otra de las cosas que me gusto de la propuesta de la banda, es la de jugar bastante con sonidos disonante. A que me refiero con ésto?,  Al hecho de que hay melodías que suele saberse de antemano cual es el acorde que va a seguir o muchas de éstas suenan a “algo que ya escuché” y se vuelven algo trilladas. Este recurso de hecho es bastante saturado dentro del Post-Rock en general y es una de las críticas más frecuentes que sufren las bandas de este género. 
No obstante, en Antethic sentí una clara intención de salirse de ese marco gracias a su propuesta experimental, y en base a eso, la idea de tratar de buscar notas que encajan solo con un esfuerzo mayor y que suman identidad a su sonar. Sumado a esto último, el grupo resalta en intensidad sus temas gracias al uso de guitarras solapadas, percusiones extrañas, y sintetizadores varios como es el caso de uno de mis temas favoritos del disco, "Old Maui Girls" que después comentare más en profundidad.
Creo que lo más cercano a la propuesta de los rusos en las entradas del sitio, han de ser los suizos de Leech (escuchen a “Echolon” el cual considero uno de los mejores temas instrumentales que escuché en muchísimo tiempo) o el proyecto del costarricense Gabo Quiros llamado Bobel (escuchen “Aire de Cristal”)  debido a que logran sumergirte en la atmósfera de la canción como solo las bandas de instrumentales saben hacer. 
No obstante, y al igual que sucede con otras bandas del género en cuestión, el desarrollo de la canción suele darse luego de largas introducciones que requieren del oyente una mayor “paciencia”, por usar una palabra descriptiva. Pasando en limpio, si sos del tipo de persona que se siente más a gusto con algo directo, sin largas introducciones y que tengan un tinte más “arpegio-riff-verso-estribillo-verso-estribillo-fin”, creo que la propuesta de los rusos no es lo que más va cautivarte ya que, como dije algunos párrafos atrás, su idea es salirse de lo cotidiano. Por el contrario, si sos de esas personas que disfrutan el desarrollo de cada tema como una historia y esperan el desenlace de la misma superados los 5 o 6 minutos,  Antethic te dará en la tecla. 
El grupo se compone por Alexander Lyvov en batería, Arseniy Novitskiy a cargo de los sintetizadores y los samples, Denis Zarutskiy en el bajo, y finalmente Yuri Efremov en guitarras. “Origin” fue grabado, mezclado y compuesto en entre verano-invierno de 2013-2014 respectivamente, y contó con la particularidad de ser compuesto en distintos estudios del mencionado país.
El disco abre con “Time Forward” en una andar bastante misterioso que bien podría ser la banda sonora de algún episodio de X-Files o de algún programa sobre los misterios del universo. Quizás lo que quiera decir con esto es que la banda posee influencias de bandas Space-Rock, como podrían ser los ingleses de Ozric Tentacles, por citar alguna.
Como dije antes, uno de los que más me gustó de la obra es "Old Maui Girls", debido a que es una de las canciones más descriptivas de su sonar y por un componente emotivo superlativo. Un arpegio bien Post-Rock al estilo Isis, sintetizadores, teclados que enaltecen y armonizan aún más la melodía, y una batería que se encarga de los vaivenes en los decibeles.
El pasaje de "This Game Has No Name" y "Morning Glory" es el más me recordó a los islandeses de Sigur Rós. Esos pasajes de batería sostenidos sobre una misma nota llegando al final del tema se parecen mucho a lo de los islandeses en discos como "...Takk".  Más que hablar de una banda en particular para describir ésta sección del disco, podríamos resumir las cuentas diciendo que es dónde su faceta más Post-Rock se deja entrever.
El tema que da cierre a la obra, es el llamado "White Whale", ("Ballena Blanca") es otro de los platos fuertes en la propuesta del grupo, con un inicio etéreo que poco tiene que ver con lo que desarrolla a partir del minuto 1:40 aproximadamente. El tema se vuelve oscuro como la mayor parte de los pasajes del  disco “Coal” de Leprous, salvando las diferencias en género. Una cierre con mucha intensidad con bastante uso de elementos electrónicos y guitarras distorsionadas.
La única crítica personal que le haría al disco, es la de haberme dejado la sensación de un disco relativamente corto, a pesar de tener sus más de 40 minutos de extensión. 
Creo que esto se debe al hecho de poseer introducciones largas que obligan a la mayoría de los temas a extenderse por arriba de los 10 minutos y eso sólo se da en un caso. Por lo general suelo esperar una duración mayor para los discos instrumentales y ese es mi problema. También mejoraría mucho la experiencia la inclusión de guitarras acusticas o distorsiones más agresivas. Suelo creer que cuanto mayores sean los matices que una banda instrumental pueda ofrecer, aumentan proporcionalmente sus capacidades de transmitir lo que desean.
Siempre disfruto éste tipo de discos, y sé que muchos de ustedes también. Un disco para apoyar la cabeza en la almohada y disfrutar con total oscuridad. Seguramente las distintas texturas que tiene el disco logren hacerte viajar por pensamientos y recuerdos muy diversos de tu vida. Inmensa obra instrumental!.
Puntaje: 9

Mega


viernes, 3 de octubre de 2014

Intronaut - Valley Of Smoke (2010)



1. Elegy (6:36)
2. Above (6:10)
3. Miasma (7:51)
4. Sunderance (3:29)
5. Core Relations (6:39)
6. Below (4:22)
7. Valley Of Smoke (8:34)
8. Past Tense (5:56)


Tomándome unos días más para comentar el disco de los rusos de Anthetic, les traigo uno para saciar la necesidad de nueva música que algunos deben sentir cada tanto.
Dentro del Thrash Metal progresivo siempre sentí un gran afecto por la música de Intronaut por encima de otras del palo como Mastodon que serían de las "mas conocidas". Los considero, como diría el gran Pep Guardiola, como los “putos amos” de las texturas dentro del metal.
Yendo a esa comparación hecha, la realidad indica que ambas son bandas que se apoyan en las complejas polirítmicas, las bases de Metal más denso y pesado, pero sucede más en el caso de Intronaut que se roza el sonido Ambiental y Post-Rock en casi todas sus piezas.
En comparación con su último trabajo, llamado "Habitual Levitations" que ya he catalogado como uno de los discos emblema del progresivo durante el 2013; "Valley Of Smoke" (disco que vio la luz en el año 2010), ofrece un sonido más Groove, Thrash y agresivo que su predecesor. No obstante, fue éste el disco que cambio la propuesta de la banda hacia algo más Ambiental/Post y en el que aparecieron más melodías hasta entonces si lo comparamos con sus primeras obras como lo fueron "Null", "Void"  o "Prehistoricism".
Esta comparación se fundamenta claramente debido a la cantidad de voces limpias, coros y melodías que florecen en el disco de los californianos. En particular, los coros de Timnick y Dunable son uno de los ingredientes más personales que posee el grupo y que más definen su identidad.
Sin embargo, tal como dije, sigue siendo esencialmente un disco muy arraigado al Thrash/Post Metal y como tal, los growls (más propias de un Brent Hints que de un Akerfeldt) se expanden a lo largo de los casi 50 minutos de duración en forma discreta a lo largo del disco.
No hay que olvidar en ningún momento que se trata de una banda con un concepto musical muy elaborado y que da sobradas muestras de un gran gusto a la hora de componer. Como mencione en los primeros párrafos, siempre valoré de ellos las texturas que aplican a su música, sabiendo cuando sonar agresivos, cuando sonar progresivos y cuando agregar cada toque a cada tema.
Cada instrumentista del grupo posee un toque propio y se puede decir que son músicos de los denominados "virtuosos", en especial el baterista Danny Walker quien en todo el disco se la pasa exponiendo bases con tiempos intrincados, momentos yendo al palo con el doble bombo y otros arreglos con mucho ‘estudio’ que vuelven los temas aún mejores.
Tal es el caso de "Above", que es el primero que llamo poderosamente la atención y que expone todo lo que les vengo diciendo sobre Walker y compañía. Presten especial atención a la base que se apoya mucho sobre el redoblante y el complejo tempo sobre el que se lleva todo el tema. Es admirable el grado de melodía y sonoridad que se tiene sobre algo tan cargado de guitarras, batería y voces. 
"Miasma" y "Sunderance" (atención al pasaje que va desde el minuto 1 hasta el final del tema) son quizás las dos más sludge que se encontraran en "Valley Of Smoke". Ambos temas viajan sobre baterías al palo, que por pasajes se trasforman en progresivas secciones cargadas de voces sublimemente coreadas. Como vengo diciendo, más que un coro de voces, parecen un efecto de teclado, siempre entonados y siempre uno sobre una nota y otro sobre otra.
Pasando esos dos, llegamos a uno de mis favoritos del disco, "Core Relations" el que destaca por su intro y por el andar de "balada prog" que posee al menos en mayor proporción. Algo similar hicieron en su último trabajo con el tema "Harmonomicon" (de mis favoritos de la banda), son temas bastante comparables debido a que, a pesar de ser metal, tienen un tinte depresivo propio de Katatonia que los vuelve más melodiosos.
Una vez más, es de destacar la batería que impone Danny Walker al tema, y digo impone porque más allá de tener con una implicancia grande de las guitarras con efecto delay, las texturas las ofrece su batería, con sutiles arreglos de ride, hi-hats abiertos, platillazos por doquier, vuelven a ésta pieza un laburo increíble.
A esta altura no necesito más para considerar a "Valley Of Smoke" como otro de los pilares que todo amante del prog metal debe escuchar. Creo que nadie que simpatice por el género puede quedar insatisfecho.
Sin embargo, noto que cuando una banda tiene un sonido personal (más allá de que las voces me recuerden a pasajes del "Dirt" de Alice In Chains) me cuesta mucho encontrar argumentos descriptivos. Este caso es uno de esos.
Llegando a la curva final, nos topamos con "Below", otro de los que sube los decibeles. Este tema me gustó mucho por lo impredecible que es. Muchas veces sucede que uno espera un riff y después llega otro que parece ir en contra de lo que antecedía. El fragmento del minuto 1:50 a 2:20, parece un guiño a los fanáticos del Pain Of Salvation de "The Perfect Element". Una vez más, un inmenso trabajo de cada miembro de la banda. 
Dando otro paso adelante, llega el único instrumental y que lleva el mismo nombre del disco. Como era de esperar, es uno de los que más alta pone la vara respecto al virtuosismo del grupo, y por consiguiente es otro de los temas que exponen todo lo que son capaces de hacer. Sucede con Danny Walker algo similar a lo que sucede con Jay Postones en TesseracT: todos son monstruos, pero "él es el que lleva la 10 en la espalda". Otra de las facetas que me gusto ver de la banda, y una mención especial para los bongos hacia el final del tema, muy "Redemption's Way" de Gordian Knot.
Para dar cierre al disco se eligió “Past Tense”, y es otro de los más heavy que nos vamos a encontrar en el disco, sobre todo en su inicio pareciéndose bastante a Uneven Structure. Siguiendo una fórmula similar a los anteriores, nos encontramos con pasajes de Post-Metal, algo de Ambiental… pero es sin dudas el más pesado del disco. Enérgico final.
En fin, no hay mucho más que añadir sobre éstos genios californianos. Creo que en sus últimos dos lanzamientos han puesto la vara muy alta. Es una banda de la cual siempre voy a esperar algo.
Puntaje: 9,5





viernes, 5 de septiembre de 2014

Dust Sculptures - Far Above The Pines (2014)


1. Far Above The Pines (13:09)
2. Lies The Youngest Mountain (9:31)
3. Where We Left Something (6:34)
4. In The Snow (3:58)
5. Subtle Things (1:48)
6. Under The Canopy of Trees (4:27)
7. Breathing (0:55)
8. Life Into These (6:26)
9. Tired Lungs (10:27)


Bueno, la verdad que la review se me extendió un poco más de lo previsto por motivos de la vida pero, como siempre, más vale tarde que nunca. 
Para ponerlos en tema a los que no conoces a Dust Sculptures, deben saber que se trata de un proyecto de un hombre multiintrumentista llamado Josh Marbery. "Far Above The Pines" es el segundo álbum de su discografía, sucediendo al aclamado y, personalmente admirado debut llamado "Nostalgia" el cual ya he tenido la oportunidad de revisar dentro del blog por si alguien no tuvo la oportunidad de escucharlo. 
Desde siempre se notó en Josh un grandísimo gusto por lo etéreo, las guitarras oscuras, las voces coreadas sobre tonos bajos y los detalles progresivos alineados con las ideas del genio de Mikael Akerfeldt. 
"Nostalgia" era un disco muy alineado a la idea acústica progresiva de Opeth, como sucede en temas como "Credence", "To Bid You Farewell", el inicio de "Hessian Peel", "A Fair Judgement", "Benighted", en fin, la idea se entiende. 
Sin embargo, "Far Above The Pines" es otra cosa, y para dar una visión acertada, creo conveniente hablar de un disco dividido en dos tipos de sonar. 
Uno que presenta una notoria madurez en pasajes acústicos, composición lírica y gusto musical al que Josh me ha acostumbrado en su primer disco, pero otro excesivamente agresivo, cercano al Black/Extreme Metal de bandas como Cradle Of Filth, Carcass, Gorgoroth, Death y otras, que aun no logro entender musicalmente, y dudo mucho que alguna vez lo logre.
El mundo está lleno de gente muy adepta a este último género, y me atrevería a arriesgar que llega a ser una de las ramas del metal que acarrea la mayor parte de los seguidores alrededor del mundo, sobre todo en zonas Escandinavas. 
No obstante, como mencione un párrafo detrás, no es mi caso, y muchas veces llego al punto de que me cueste considerarlo música. 
No creo que sea el caso de Dust Sculptures, ya que Josh ha dado vastas muestras de entender el paño musical mejor que muchos otros en el mundo. Sin embargo, debo decir que esta vez, al menos hasta ahora, no lo entendí. 
Creo que hubiese sido un inmenso paso adelante si hubiese seguido componiendo en los "decibeles" mostrados en "Nostalgia", ya que, la parte "light" reboza de melodía, gusto y madurez. 
Quiero aclarar que mi opinión no viene desde alguien que no tolera las guturales o los géneros extremos, como se podría suponer. Quienes siguen mis reseñas saben que soy un fiel seguidor del viejo Opeth, de Uneven Structure, de Isis, de The Ocean, de Tabula Rasa y de muchas otras bandas que se caracterizan justamente por llevar el metal a su lado más oscuro y agresivo.
A pesar de esto, el Black Metal puro como se da el disco citado es algo a lo que no soy capaz de apreciar, lo cual no significa que el problema pueda ser mío y a ustedes no les ocurra. Ahí es donde aparece la subjetividad y contra eso no hay nada que se pueda hacer. Discutir se vuelve en vano. 
Habiendo hecho mi resumen, debo admitir que he disfrutado mucho el disco, pero en partes, no como un ‘todo’. Puedo escoger secciones del disco que me ponen cerca del elixir auditivo, pero otras que logran sacarme una mueca de disgusto.
Dentro de mis temas favoritos, encuentro al que abre a la obra llamado al igual que el disco. Una apertura excelente, mostrando las virtudes vocales de Josh y una idea más progresiva que en su anterior trabajo. Al minuto 3, se deja ver el primer pasaje extremo del tema, pero una vez que vuelven las voces limpias, se exponen todos los argumentos musicales que vengo destacando en Marbery, a quien considero un verdadero genio. Perdón que lo diga, pero que pedazo de tema hubiese sido sin el Black Metal. Alguno seguramente me juzgara por verlo de esta forma. 
Algo similar sucede con "Lies The Youngest Mountain", solo que el orden de las facetas se invierte un poco. Las secciones de voces limpias sorprenden por su sonoridad y melodía, y sumergen al oyente casi de forma instantánea. Al igual que antes, voces guturales en tonos agudos toman protagonismo en distintas secciones de la canción. Cabe añadir que en estos casos la batería viaja en un tren bala al mejor estilo Alex Rudinger del grupo The Faceless… para los entendidos: “bien al palo”.
Una excepción a lo que vengo diciendo es "Where We Left Something", en donde aparecen muy poco los growls y cuando lo hacen, realmente quedan muy bien. Creo que es otro de los temas del disco que más me han gustado. Por el contrario, "The Canopy Of Trees" y el inicio de "Life Into These" dan cuenta de lo acérrimo a lo extremo que uno debe ser para sentirse a gusto con esas facetas de ésta propuesta de Marbery. 
Llegando al final, nos encontramos con "Tired Lungs", canción con una métrica y melodía algo extrañas al menos mientras estas prevalecen. Opino que es la canción correctamente elegida para dar fin a la obra, y quede encantado con la parte que canta "...the youngest mountain comes...". Realmente excelso.
Confieso que extraño al viejo Dust Sculptures. Si bien solo son 2 discos los que me permiten dar una opinión sobre las composiciones de Josh, desde mi punto de vista "Far Above The Pines" me hubiese gustado mucho más sin los reveses de Metal Extremo y Black Metal. 
No obstante, sigo pensando que este tipo es un verdadero genio y que voy a escuchar cada cosa que haga de aquí hasta mi muerte. Más allá de la crítica, opino que es un gran disco, con la calidad innegable de siempre y con innovación en su sonido respecto a su propuesta anterior. Saben bien que siempre estuve a favor de los artistas que se renuevan, y él es uno de ellos. 
Muy recomendado para los allegados al sonido de Opeth, Death y aquellas bandas que añaden el toque extremo a su propuesta.
Puntaje: 7.5




jueves, 21 de agosto de 2014

This Town Needs Guns - 13.0.0.0.0 (2013)



1. Cat Fantastic  (4:53)
2. Havoc in the Forum (3:36)
3. Left Aligned (3:24)
4. In The Branches of Yggdrasil (2:00)
5. I'll Take the Minute Snake (5:54)
6. 2 Birds, 1 Stone And An Empty Stomach (4:10)
7. Nice Riff, Clichard (2:06)
8. Triptych (3:07)
9. Pygmy Polygamy (1:42)
10. A Different Kind of Tall (small) (4:15)
11. +3 Awesomeness Repels Water (4:25)
12. 13.0.0.0.1 (1:06)


En la constante búsqueda de nueva música que suele aquejarme, dí con una nueva forma, bastante efectiva por cierto, de ampliar mis horizontes aún más. 
A pesar de que muchos lo deben haber hecho, es algo que hasta el momento no se me había ocurrido. 
Gracias a ésta inquietud, creo que me he vuelto a enamorar musicalmente. Ustedes, quizás los más exigentes, saben lo difícil es que esto suceda. 
Encontré éste disco tan pero tan bueno que lo terminé comprando por su página de bandcamp, cosa que por una cuestión de dinero hago sólo si algo me gusta mucho o si mi economía me lo permite.
Seguramente muchos de ustedes conozcan la pagina Grooveshark, la cual se ofrece como una fuente inacabable de música compartida por la gente y que permite ser reproducida en forma gratuita. Dentro de este sitio, existen lo que serían una especie de "radios", en donde un usuario crea una lista y hace 'streaming' de sus gustos bien sea dividiéndolos por género, por artista, o sin seguir ningún orden si éste lo desea. 
Cada usuario se añade a esa radio y comienza a escuchar la música que éste esta reproduciendo. De esta forma, habiéndome añadido a una lista de Math-Rock y Post-Rock, un usuario me hizo escuchar a ésta tremenda banda llamada This Town Needs Guns (TTNG) que asombrosamente no había sentido ni de nombre. 
A juzgar por las etiquetas podrán darse cuenta por donde viene la mano desde lo musical. Me dispuse a buscar sus discos y escucharlos con atención antes de poder dar una opinión acertada al respecto.
Tuve grandes dudas de cual disco subir, ya que habiendo escuchado los dos, aún me cuesta mucho decidir cual de los dos iba a gustarles más. 

Sin embargo, por ser el más cercano en el tiempo y mostrarse como más maduro de ambos, me decidí por "13.0.0.0.0" por encima de su obra conceptual anterior llamada "Animals", igual de excelente, por cierto (escuchen "Baboon").
Para darles algo de info, la banda es  proveniente de Inglaterra y estrena en el disco en cuestión una formación bastante modificada a la de su anterior álbum. No obstante, a pesar de que no siempre es así, no se sienten cambios sustanciales en su manera de sonar, cuestión que pasaré a profundizar a continuación.
La propuesta puede describirse similar a la de Day Without Dawn en sus partes con vocales limpias en los momentos mas Post-Rock, pero más aún al grupo Invalids debido a la forma en la que compone los riffs su guitarrista principal Chris Collis siendo que en su mayoría poseen arpegios de mucha "mano derecha" (gran utilización de cada una de las cuerdas), técnicas de tapping y de ligados al mejor estilo fingerstyle. 
Para ponerle una etiqueta, diría que es un disco de Math-Rock con un sonar muy cercano al Indie de las bandas inglesas que tanto abundan en la actualidad como podría ser Alt-J o The Temper Trap. 
La frescura de la voz, los innumerables arreglos progresivos, los estribillos pegadizos y los detalles que hacen a cada uno de los temas han sido los factores que me llevaron a compartirles ésta banda, ya que en general suelen bastarme muchos menos de estos atributos para que un disco me guste lo suficiente. 
Tratando de evitar la idea de hacerles un 'pista-por-pista' les diré realmente que todos y cada uno merecen especial atención... incluso aquellos que no llegan a los 3 minutos. 
Mi mención especial, en orden, comienza con "Havoc in the Forum" (pueden mirar ésta excelente versión en vivo) el cual ya muestra las características que les vengo diciendo. Una voz emotiva tanto como la de "Sweet Disposition" de The Temper Trap (sólo por lo Indie), un estribillo excelente, una guitarra realizando tapping y una batería que vuelve aún más Math-Rock a toda la canción. Realmente una muestra suficiente de la capacidad instrumental y compositiva de la banda. Sin embargo deben saber que que nos falta mucho más por recorrer todavía.
Saltando algunos pasos, llegamos a "I'll Take The Minute Snake" un tema bien al estilo Pete Davis de Invalids, aunque menos frenético. En este tema me llamaron poderosamente la atención los ecos en las partes instrumentales que quedan realmente excelentes. Hacia el desenlace, la batería se va poniendo progresiva, y el final se plaga de armónicos de guitarras, castañelas, arreglos electronicos...TRE-MEN-DO!!.
A éste punto, podríamos caracterizar el viaje como escuchar la versión no-instrumental de los japoneses Toe, con lo que ésto implica. El gusto de éstos tipos me hace pensar que estoy frente a una de esas bandas que hacen historia en uno, y que uno escuchará hasta el día de su muerte.
"2 Birds, 1 Stone And an Empty Stomach" es uno de esos temas que uno suele esperarse como duos de guitarra y voz, y que cuando se suman todos los instrumentos te quedas boquiabierto. Salvando las distancias entre las propuestas, podría decirles que vendría a ser lo que "Sewn And Silent" es para el "Themata" de Karnivool. Un hermoso tema, donde las guitarras acústicas toman protagonismo más que nada.
Hasta acá, ya no puedo pedirle más nada a ésta banda... superó todas mis expectativas previas. 
"A Different Kind Of Tall (small)" es uno de los temas que mejor muestra las voces del bajista Henry Tremain, a pesar de que su trabajo a lo largo de todo el disco es perfecto. Los pequeños punteos que se dan hacia el final del tema me dan una muestra de lo fina que es esta banda a la hora de componer. 
Finalmente, con una idea similar aunque algo más agresiva nos topamos con "+3 Awesomeness Repels Water", una gran forma de cerrar no sólo el tema sino todo el disco con las voces BIEN ALTO.
Como dije anteriormente, no se puede dejar ningún tema del disco sin degustar. Todos y cada uno de ellos son perfectas piezas que construyen a todo el disco y le dan la compleja forma que tiene.
Creo estar en presencia de uno de mis grupos bandera de acá en adelante, ya que me han ofrecido en un sólo disco todo lo que me gusta de las bandas que fui citando. 
Sorprende que no haya sido sino hasta esta semana, que jamás había oído hablar de ellos.
No se pierdan la oportunidad de sumergirse en la música de ésta banda inglesa que tiene mucho para ofrecer. Como les dije antes, si les gustó éste, no dejen de lado a su antecesor "Animals". 
Puntaje: 10














miércoles, 30 de julio de 2014

Opeth - Pale Communion (2014)


1. Eternal Rains Will Come (6:43)
2. Cusp of Eternity (5:35)
3. Moon Above, Sun Below  (10:52)
4. Elysian Woes (4:47)
5. Goblin (4:32)
6. River  (7:30)
7. Voice of Treason (8:00)
8. Faith in Others (7:39)

www.opeth.com

Llegó otro de los discos que tanto suelen hacerse esperar en nuestras vidas, y luego de haberle dado la cantidad de escuchas que merece un disco de esta inmensa banda sueca, voy a dejarles cuales fueron mis impresiones al respecto.

Es imposible comenzar a hablar de "Pale Communion" sin citarlo como una continuación/mejora/ampliación (elijan ustedes la palabra que más les quepa) de lo hecho en su antecesor inmediato llamado "Heritage", ya que posee ideas de un tinte parecido, pero con melodías mucho más frescas y en principio, mas agradables al oído general. Sin embargo existen varias diferencias que separan ambos discos y las iré enumerando a lo largo de toda la review.
Durante los últimos meses, previos a la salida "oficial" del disco, se publicaron dos temas, de los cuales solo uno fue anunciado en la página de la banda.
El primero en cuestión fue "Cups Of Eternity" (el oficial) que debo decir que no me trajo muy buenas sensaciones para lo que después vendría y confieso que lo olvide fácilmente como un tema más.
En segundo lugar, apareció "Eternal Rains Will Come", que por el contrario, se volvió uno de mis temas favoritos de ésta nueva faceta del grupo, con un inicio muy propio de bandas de rock progresivo como King Crimson, ELP, o cualquiera otra de estas. Las acústicas se adueñan del tema sumando esos arpegios intrincados históricos en su sello, con una melodía de canto que se sitúa en tu cabeza por días y la cuota la agresividad que alguna vez supieron tener pero que cada vez parece más difícil de encontrar.

Lamentablemente, el disco suena más al primero que al segundo de estos temas, pero visita también esos pasajes agradables con buena frecuencia y al menos basándome en esas dos escuchas, se podía augurar que sería un buen disco.
"Pale Communion" es por definición un disco de Rock Progresivo, muy arraigado al Folk y al Prog Italiano, y tal como dije antes, corre en un carril paralelo a su obra anterior en la idea de llevar un sonido añejo, no poseer guturales (cosa que la mayoría extraña) y por el tinte de muchos de los riffs utilizados que aluden más al Rock que al Metal de antes.
Para despegarme un poco de algunas de las críticas que han ido apareciendo desde que vió la luz, opino que no me ha recordado mucho a "Damnation" solo en la salvedad de ser un disco de voces limpias como dije hace un instante y algún pasaje puntual cercano al final del viaje.

Este nuevo Opeth me produce sensaciones encontradas, porque si bien siempre disfrute más su faceta "limpia" que la Death (con poca diferencia he de decir), siento que me hace falta esa fuerza tan demoledora que caracterizaba a mis discos preferidos de los suecos como "Ghost Reveries", “Watershed” o "Deliverance".
En esta línea, incluso empiezo a sentir que le estoy "encontrando la vuelta" a las nuevas propuestas de Akerfeldt y Wilson (productor), por lo que también echo de menos ese sentimiento de "no sé qué mierda puede venir después de esto" que históricamente supieron tener como banda.
Más allá de haber arrancado esta crítica dándole más palos que elogios, debo decir que me ha sorprendido más que "Heritage" y siendo que aún no le he dedicado la inmensa cantidad de escuchas que creo que un disco de Opeth debe tener para ser entendido y digerido en su totalidad.

Por lo general, suele mejorar la percepción que uno tiene sobre cada uno de sus trabajos en la medida en que este número de escuchas aumenta. Rondando ya las 10 escuchas completas, y pudiendo decir que puedo cantar y tararear (sic) me vi motivado a hablar en detalle y plantear el panorama que acostumbro a hacer cada vez que sale un álbum de esta envergadura.
La obra abre con los dos temas citados anteriormente, lo cual supone un buen comienzo, sobre todo por el hecho de que ningún otro tema del disco supera a "Eternal Rains…" en mi opinión.
Siguiendo adelante, nos encontramos con "Moon Above, Sun Below" el cual nos baña con todo el repertorio del Rock Prog de los últimos tiempos. No se por qué se me vinieron a la cabeza riffs o ideas parecidas a "Fear Of A Blank Planet" de Porcupine Tree, quizás sea uno de los temas que deja en claro que la mano de Steven Wilson en la producción está siempre presente. A esta altura el tema más intrincado y aguerrido del disco, forjado con riffs agresivos tanto como la propuesta lo permite. Un tema muy a la altura de Opeth, de los que comparten el podio de los platos fuertes en el álbum.

Luego llega "Elysian Woes", que provee la primera muestra de lo arraigado al Folk que esta el sonido de los suecos en los últimos tiempos. Muchas guitarras acústicas, melodías oscuras principalmente de tono agudas y arreglos que bien podrían ser inventadas por el mismo Ian Anderson en Jethro Tull. Otro gran tema con un desenlace con el empuje que necesitaba gracias a las baterías de Axenrot.
El siguiente es llamado "Goblin" el cual es un tema íntegramente instrumental como algunas veces ha sido posible en cada uno de los álbumes de su discografía. Otra muy buena propuesta de rock progresivo instrumental muy apoyado en la psicodelia de grupos como Ozric Tentacles o el primer King Crimson. Nunca se debe olvidar que en Opeth el virtuosismo es algo de moneda corriente.

Llegando a la curva final, nos encontramos con la alegre "The River", que se presenta con esas guitarras brillantes de 12 cuerdas al mejor estilo "Hotel California" de Eagles (no me odien!) o bandas pop-rock de ese estereotipo. Más acertados nos encontraríamos si dijéramos que éste tema bien podría ser compuesto por el Transatlantic de Neal Morse. Sin embargo, como suele suceder, Mikael Akerfeldt guarda el as bajo la manga que hace que uno espere siempre algo más. Y así es como el tema se va tornando una vez más, oscuro y progresivo, poniendo al tema el sello que lo hace parte del disco y lo excluye de la posibilidad de ser simplemente "un tema más".
Está más que claro que Opeth se siente cómodo con éste nuevo sonar. Sus composiciones no suenan forzadas y gozan de una creatividad propia de una banda que posee éstos géneros en su ADN. Recuerdo haber visto hace un tiempo, una entrevista en Youtube donde Mikael exponía sus gustos musicales, y muchos de los discos de los que mejor habla son de bandas clásicas de los 70’ como podrían ser The Beatles, Jethro Tull, Yes, Genesis, Gentle Giant, etc. Creo que eso explica muchas cosas, no creen?.
A lo que voy es que Opeth, por definición ha sido etiquetada como una banda de Death Metal Progresivo. Sin embargo, esta nueva conjunción de Folk-Rock Progresivo y Psicodélico, obligan a dividir su género en dos, siendo ustedes quienes deciden cual es la que más les gusta o bien disfrutar del sonido sin caer en la melancolía de los viejos tiempos. Lo que está claro es que su propuesta ha cambiado y las posibilidades de que vuelvan parecen estar algo lejanas.
Siguiendo adelante con el ‘tema-por-tema’, llega "Voice Of Treason", el cual me atrapó enseguida gracias al arreglo de cuerdas llevado en el verso cual "Kashmir" de Led Zeppelin. El estribillo aporta la energía necesaria para un tema con un tinte oriental dónde las voces de Mikael ofrecen su acostumbrada emotividad. Otro buen tema con el sello de “Pale Communion”.

Para dar cierre al disco, llegamos a "Faith In Others", y no pude evitar pensar en "Ending Credits" de "Damnation" para referirme a él, más allá de que éste no es instrumental y que había dicho anteriormente que no me había recordado mucho a ese disco. Se trata de una gran balada/lento rockero, con momentos de gran fuerza y una de las mayores muestras de cuanto ha avanzado la banda en los coros teniendo en cuenta el increíble pasaje que da en el tema desde el minuto 2 hasta el minuto 4. Una muestra de la salud con la que goza la banda a nivel creativo. Increíble manera de cerrar el disco.
Para dar una síntesis final, opino que cumplió mis expectativas, pero en una visión general, opino que supone una continuación a las ideas de "Heritage" realizadas con alguna que otra variación.
Los fanáticos que nos enfermamos la cabeza esperándolo desde hace meses atrás, ya suponíamos que el nuevo disco iba a sonar a esto, así que en ese sentido creo que no ha suscitado ninguna sorpresa.

Nadie puede negar que hay un trabajo inmenso acá y en todos sus discos, y que “Pale Communion” suena tal y como la voluntad de los suecos lo desea. Otro gran paso en su historia que el tiempo sabrá ver con mejores ojos.
Puntaje: 8

Mega
Torrent